25 de octubre de 2007

Invitación a la playa.






Bendigo los días de sol,

las almohadas de tu cama,

el mar de orejas blancas,

la brisa que insiste en

besar tu cuerpo.



Bendigo las mañanas

en que tu piel aprende

de la tierra,

los pequeños peces que te miran,

los obispos que rezan por tu alegría,

el color celeste adherido a tu belleza.



Bendigo la música

que danza por tu vientre hasta nuestra hija,

el abecedario de los volantines,

la gripe de las hadas,

los baldes de agua sobre tu risa.



Bendigo el vino blanco en nuestra mesa,

los camarones cantando en sus barricadas de arcilla,

las ensaladas rojas y verdes,

los postres buscando el punto G de la dulzura.



Bendigo las olas que recitan al atardecer,

las estrellas que copian tu mirada,

el pan amasado,

las razones que busco para volver.










Para A.B. (Rumbo a Maitencillo)

19 de octubre de 2007

Paternidad






Hermosa: cómo viniste a nacer en mi alma?
Qué océanos te llevan a formar este fuego?
Qué himno te trajo del cielo?
Qué presencias definen tu andar?

Hermosa: cómo se nombra tu pureza?
cómo se pide por tu alegría?
cómo se gestan las palabras
y números que hilvanarán tu canto?

Hermosa: de qué mundo viene tu mirada?
quién te extraña en otro recinto?
quién te pierde?
quién dejó de abrazarte en silencio?

Tus ojos se detienen en mí
y toda la humanidad cabe en este rayo,
hilo de vida, nutriente de estrellas,
latido y presencia del sol.

Para Isidora


Hija, este poema lo comencé a escribir en Buenos Aires y lo terminé en su parte gruesa esta mañana, mientras esperaba alegar una causa de divorcio.

14 de octubre de 2007

Un enemigo del pueblo


Estoy en Buenos Aires, paseando junto a mi madre y buscando cosas lindas para Isidora.

Acabo de ver "Un enemigo del pueblo", de Enrque Ibsen, en el Teatro San Martín.

Han quedado en mi alma estas preguntas: ¿Qué podré enseñar a mi hija?; ¿cómo podré ganarme su respeto?

Extraño a AB y nuestro hogar junto al mar.

9 de octubre de 2007

temor








Prohibido morir antes de dormir la siesta.

Antes del primer choque.

Antes de encontrar tu olor de guagua al llegar a casa.


Prohibida la desesperanza,

la mansedumbre del otoño,

la incertidumbre de mis manos.


Anotaré cien veces la palabra “padre” en mi alma.

Hablaré con centauros.

Alejaré mi pereza, mis fiestas,

las expediciones continuas a marte.


Escribiré “ahorro” en mi agenda de obligaciones.

Buscaré pinturas llenas de vida para celebrarte.


Prohibido apagar la luz antes de recibir tu mirada.





Ayer, por primera vez saqué licencia de conducir. Como soy muy distraído, siempre preferí confiar a otros mi transporte.

Sin embargo, el inminente nacimiento de Isidora me obliga a conducir.

Y, claro, me da susto perderme la llegada de esa estrella a nuestras vidas.

Un sentimiento parecido debe haber sido el de Federico Borrell, miliciano republicano, que murió ante la cámara de Robert Capa.

8 de octubre de 2007

cómo sobrevivir?

Oliver Messiaen





Uno de los grandes problemas de las artes e incluso de las ciencias es su improductividad económica.

Vivaldi tuvo que hacerse curita para llenar la olla y dirigir una orquesta de lindas señoritas huérfanas.

Carlos Marx pudo dedicarse a la investigación gracias a los aportes de Engels.

Tchaikovsky, olvidando su profesión de abogado, se las arregló para vivir de los ahorros de una gran dama, la Señora Von Meck.

Neruda se casó con "La Hormiguita" , principal impulsora de su genio poético.

Mozart, Wagner, Debussy, Sibelius y Shoenberg, dejaron una huella de deudas que muchas veces puso en jaque su desarrollo musical.

Satie pagó con la miseria su vocación por la irreverencia.

Stravinsky, renunció a las formas revolucionarias cuando tuvo que vivir de su propio trabajo.

Daniel López, un personaje de terror, gustaba de guardar la plata de Chile a nombre de un dictador de mala calaña.

Oliver Messiaen le robó a los pájaros su forma de cantar. Antes tuvo que vivir de su ración en un campo de prisioneros de la segunda guerra mundial y del amor que recibió incluso antes de nacer.

Mi compañero de curso, Andrés Maunpoint, nos dejó una visión de aquella aves en youtube.

4 de octubre de 2007

Sugerencias



Oye: no te pintes los labios con mi mirada.

No dejes tus ideas rebotando en mi patio.

Juega con mi pelo, como si fuera un mar de remolinos.

Piensa que este ombligo mío es un nudo hacia otras almas.



Si quieres, anota tus secretos en mi memoria.

Abre las páginas de mi cuaderno y mírate allí dormida,

observa a los niños en los cumpleaños de nuestra hija,

huele el pan de tantos desayunos y jardines,

descubre tu alegría en las nuevas primaveras.



Alma de ojos gigantes,

déjame llamarte hogar, bella, sabia,

madre de Isidora,

noticia del azul sobre la tierra.


Alma de ojos gigantes,

vuela sobre estas treinta y un semanas,

toma mi fuego,

abrígate con mi cariño,

construye nuestra hija

con tu amor.






Hoy cumplimos 31 semanas en este viaje de vida.

Mi alma se llena de alegría.

La imagen corresponde a un piano feliz con las caricias de AB.

2 de octubre de 2007

Seguir por Emilio

años y años de blog!!!!