19 de septiembre de 2010

Qumrán




Toda la mañana

estuve junto al Maestro de Justicia,

me habló de su vida en el templo,

las maniobras de los sacerdotes,

el arte de comprar y vender la fe.


Me habó de sus vidas anteriores,

su etapa de serpiente,

de búho, de gigantesco elefante.

Me contó de la sonrisa de Zoroastro,

del libro celeste

en la memoria de Henoc.



Claro, llegó hasta ese libro

para hablarme del futuro,

el tabletear de las balas,

la guerra por el agua,

las bodas del hambre,

el himno de los muertos.








La imagen corresponde a una de las grutas de Qumrán y  proviene de http://www.sta-catalina.com

No hay comentarios.:

Seguir por Emilio

años y años de blog!!!!