8 de febrero de 2014

Viajero del Cometa Halley








Soy un revolucionario por mis simpatías, por nacimiento y por principio. Siempre estoy del lado de los revolucionarios, porque no ha habido nunca una revolución a menos que hubiera condiciones opresoras e intolerables contra las cuales había que sublevarse.





Mark Twain






Mark Twain llegó al mundo
junto a una estrella que caía.
Enamorado del viajar
se hizo piloto en río Misisipi
poco a poco memorizó vaivenes del lodo
poder de las corrientes
caminos inscritos en el agua
canto de esclavos junto al hablar del río.

Amó los barcos y sus ruedas de madera.
En sueños vió a Henry Clemens
morir al estallar el río
fuego en Vapor Pennsylvania
su hermano quemado y perdido.

La guerra lo envió a su destino
trabajó en pequeñas imprentas
recorrió llanos y ríos
apluadió la abolición
atravesó cordilleras
diversas creencias
próspera amplitud de la tierra.

Enseñó Hawai con sus letras
y recorrió el Mediterráneo
en busca de un retrato
sereno rostro de Livy
amplio hogar en el bosque
entrañable familia de libros

Mark Twain atravesó el tiempo
creó y perdió su fortuna
amó inventos
apoyó sindicatdos
igualdad de razas
pueblos oprimidos
derechos de la mujer en la tierra.

Buscando salud llegó a Italia
vió morir a sus hijos y a Livy
declaró su bancarrota
ayudó a estudiantes
trabajó hasta pagar el último dólar
creando conferencias y libros.

Sus últimos años
fueron para niñas.
Conversó con ellas.
Llevó música y teatro a sus vidas.
Creó una red de ternura.
Volvió del cielo el cometa
y liberó su alma en el río.









El seudónimo Mark Twain proviene del hablar de los obreros que medían la profundidad del río.

En la primera fotografía se observa Mark Twain en el laboratorio de Nikola Tesla.

La segunda corresponde a un retrato de 1909.




Ambas fotografías provienen de Wikipedia.

No hay comentarios.:

Seguir por Emilio

años y años de blog!!!!