22 de agosto de 2010

el fantasma reveló su nombre





Vino el aire a mi ventana,traspasó vidrios con sus brazos,tomó cuerpos del otoño,puso su nombre en mi alma.

Por minutos, quedé atrapado en su fuerza,sentí el hielo de su muerte,sus años sollozando sobre el agua,la pura soledad de ese aire,la pena que crece en sus manos.

¿Tendré que llamar a su hija?,hablarle de su madre,de mi cuerpo inmóvil mientras ella bebía mi sombra,incendiaba sus ojos,perforaba mis aguas.

Pasaron los hierros del tiempo y pude mover mis manos,tomar el calor de mi esposa,sentir el respirar de la casa.

En fin, otra fuerza buscando mi copa, horadando mis puertas, dominando mi nave. Todo es igual, pero ahora se su rostro,conozco sus fotos,sus cartas,el nombre profano de su alma.





Desde hace casi veinte años que suelo tener la sensación de que fantasmas se acuestan a mi lado, siento su peso junto a mi, incluso percibo la forma en que se hunde la cama.

A veces, estas fuerzas ingresan a mi cuerpo y las siento traspasar mi carne como un rìo de luz oscura que abre una puerta en mi espalda.

Sin embargo, la fantasma que me visitó esta noche e ingresó a mi cuerpo, reveló su nombre.



La imagen proviene de www.reformasblog.com

3 comentarios:

La Dame Masquée dijo...

A veces no quiero esa sensacion, y otras la busco y no llega. El tiempo tirano nos va desprendiendo de todo y despues nos lo devuelve cuando no lo queremos y nos lo niega cuando lo anhelamos.

Feliz domingo

Bisous

elisa...lichazul dijo...

electrizante
besitos de luz

Marcos Callau dijo...

Me ha dado una iexplicable sensación de miedo. ¡Feliz domingo!.

Seguir por Emilio

años y años de blog!!!!