20 de agosto de 2010

Roe versus Wade





¿Cómo es la existencia de un niño no amado?,

¿Acaso es un sol en medio del bosque?

¿Cuándo comienza su luz; cuándo siente; cuándo sonríe?

¿Quién gobierna una conciencia de mujer;

quién decide sobre ella; la encadena;

la vigila; define lo correcto en su vida?.


¿Quién se ocupa de los niños olvidados?;

¿a qué colegios concurren?;

¿quién compra su leche?

¿quién besa sus mañanas?

¿quién abriga sus días?


¿Basta la fe para condenar a una mujer?;

¿bastan las lecturas sagradas?;

¿la opinión de los obispos?;

¿los informes de los médicos?;

¿la firme convicción de los jueces?


¿Quién castiga a los padres que huyen?;

¿quién los tacha de asesinos;

quién maldice sus días;

quién ocupa sus cuerpos?


¿Quién perdona a los niños que roban?;

¿quién construye sus celdas;

cuida sus libros;

lleva miel a sus tardes;

deja ternura en sus sueños?


¿Cuándo comienza lo humano?;

¿cuándo el pensamiento?;

¿debe la cárcel defender tus valores?;

¿sabes que hay otras culturas y creencias?;

¿tienes acaso suficientes piedras?;

¿has visto a tu hija en esa mujer?.



Declaración del presidente Obama pronunciada el 22 de enero 2009

“En el 36º aniversario del fallo de Roe versus Wade, recordamos que esta decisión no solo protege la salud de la mujer y la libertad reproductiva, pero defiende un principio más amplio: que el gobierno no debe inmiscuirse en nuestros asuntos familiares más privados. Sigo comprometido a proteger el derecho de una mujer a elegir.

Si bien este es un tema delicado y a menudo divisivo, sin importar cuáles sean nuestros puntos de vista, estamos unidos en nuestra determinación de prevenir embarazos no deseados, disminuir la necesidad de abortos y apoyar a las mujeres y sus familias en las decisiones que tomen. Para lograr estos objetivos, debemos trabajar para encontrar un terreno común para ampliar el acceso a anticonceptivos de costo asequible, información de salud precisa y servicios preventivos.

En este aniversario, también debemos renovar nuestro compromiso más ampliamente para asegurar que nuestras hijas tengan los mismos derechos y oportunidades que nuestros hijos: la oportunidad de obtener una educación de primera categoría; de tener carreras satisfactorias en cualquier industria; que se les trate de manera justa y que se les pague por igual por su trabajo; y que sus sueños no tengan límites. “Eso es lo que quiero para las mujeres en todas partes”.


La declaración de Barack Obama, proviene de este sitio.

2 comentarios:

Taty Cascada dijo...

Es un tema complicado cuando se introducen varios factores, sobretodo la religión que en nuestro país tiene raíces posesivas y culturales, ahora nos corresponde a nosotros, velar por las generaciones futuras, con más información y métodos seguros. El tan vapuleado condón es una necesidad real, aunque un par de canales de tv lo hayan vetado,¿no es acaso más vetable que niñas mueran por abortos realizados en pésimas condiciones de sanidad?. Tanto que se luchó por la píldora del día después para personas que no podían cancelar, cuando en barrio alto la venden como pan caliente...Éste tipo de contradicciones vitales, son las que deben de una vez asumir por nuestra sociedad,¿ no crees?.
Un abrazo.

esteban lob dijo...

Palabras que valen aquí...y en la quebrada del ají.

Lamentablemente, por lo general, se las lleva el viento.

Seguir por Emilio

años y años de blog!!!!