20 de mayo de 2010

felicidad





Nada es imprescindible

basta con tu lúcida presencia

con tus relatos sobre el trabajo

con tu forma de dormir

abrazada a mi alegría

sencilla cálida persistente



Basta con mirar a nuestra hija

y abrigados por su dulzura

medir lo infinito

lo puro

lo verdadero



Basta con abrazarnos

y mirar la sonrisa de los duendes

que se cuelan por las ventanas

haciendo morisquetas

persiguiendo mariposas

revelando la paz






La imagen es de Jackson Pollock

4 comentarios:

Speak & Fun!! dijo...

Tanto el texto como la imagen me gustaron bastante. Suerte con esos enanitos que hacen morisquetas! :)

Sandra dijo...

Que lindoooooooo!!!...

Saludos

Roxi dijo...

Que linda la felicidad que comparten, es expansiva alegra los corazones de todos quienes de una forma u otra los rodeamos.
Gracias por compartir tan íntima y bella felicidad
Besos !

Isabel Romana dijo...

Esta felicidad tan intensa que desborda el poema, se refleja también en esa maravillosa foto de la cabecera: los niños jugando con el mar, en el mar. Ojala fuéramos siempre así, infantes en las olas.
Un abrazo muy fuerte.

Seguir por Emilio

años y años de blog!!!!