14 de enero de 2010

Carta a una indecisa.








Cuando llegues a mi hogar,

por favor no toques la puerta;

no me digas que votaste por Piñera;

no uses tus ojos en mi contra,

no lleves tu canto a mi boca,

no pintes tu estrella en mi alma.


En cambio, si llegas con mi pueblo en tu rostro;

con su historia en tu carne;

con su fuerza en tus labios…

entonces a tu casa llegas,

entonces en mi alma descansas.


Si llegas, si al fin llegas,

entonces no hagas pausa,

no regreses,

no temas,

no te marches sin alma.



La imagen es de mi amiga Paloma Bayteman y pertenece a su facebook.

Seguir por Emilio

años y años de blog!!!!